Revisionismo histórico y contrarrevisionismo en España

12 06 2011

Se conoce como revisionismo histórico —referido a la reciente historia de España— a la corriente de periodistas, escritores y, también, historiadores que, con presupuestos restauradores de la bibliografía franquista, intentan reescribir la historia del período que comprende la II República, la Guerra Civil y la dictadura franquista.

Pío Moa y César Vidal son sus principales animadores, con éxitos editoriales que han sido ampliamente recogidos por diversos medios de comunicación; principalmente, la cadena de radio COPE y el conglomerado empresarial Libertad Digital (Radio, TV y página Web).

Este seudorrevisionismo cuenta con el apoyo de un grupo de periodistas e historiadores, entre los hay que destacar a los periodistas Federico Jiménez Losantos, José Javier Esparza, José María Zabala, y a los profesores José María Marco, Ángel David Martín Rubio y Luis Eugenio Togores (estos dos últimos, profesores de la Universidad San Pablo-CEU de Madrid). Las obras de este grupo de historiadores habría recibido el apoyo de un prestigioso historiador profesional como Stanley Payne, quien considera la obra del polemista Pío Moa, en concreto su libro Los mitos de la guerra civil, como «el empeño más importante llevado a cabo durante las dos últimas décadas por ningún historiador en cualquier idioma, para reinterpretar la historia de la República y la Guerra Civil». Podéis escuchar la conferencia de Pío Moa, “Origen y crisis de la II República”, en el siguiente audio.

En su conjunto, esta corriente, principalmente mediática, recrea las tesis ya formuladas desde el franquismo y se apoya en historiadores de ese período. Fundamentalmente, en Joaquín Arrarás, que ya en 1937 inició la más extensa y exaltada hagiografía de Franco con su Historia de la Cruzada; en Ricardo de La Cierva, historiador del franquismo; y, por último, en el medievalista Luis Suárez Fernández, presidente de la Fundación Francisco Franco y autor de la biografía de Franco, que aparece en el recientemente publicado Diccionario Biográfico de la Real Academia de la Historia.

Entre los argumentos que defienden los “revisionistas” españoles en relación con la historia de España en el siglo XX, cabe destacar los siguientes:

  • Los “revisionistas” parten de una valoración muy positiva del régimen de la Restauración, que habría experimentado, por primera vez desde principios del siglo XIX, un progreso sostenido y acelerado, una prosperidad creciente, nuevas libertades y un gran florecimiento cultural. La responsabilidad del fracaso del sistema de la Restauración recaería, para ellos, en los grupos de oposición al sistema (socialismo, anarquismo y separatismo) en auge desde la crisis del 98; y también en la negativa influencia de los intelectuales (Ortega, Azaña, Maeztu, Prat de la Riba, Unamuno y Ganivet), a los que acusan de traicionar la libertad. Los “revisionistas” no mencionan la importante responsabilidad de los partidos dinásticos (conservadores y liberales) en la existencia de un régimen oligárquico, caciquil y corrupto, ni hacen mención al desastre de Annual ni al protagonismo del rey Alfonso XIII en la deriva del sistema hacia una solución autoritaria, que se consumó cuando entregó todo el poder a un general, Miguel Primo de Rivera, que previamente se había pronunciado en septiembre de 1923 en contra del gobierno legalmente constituido.
  • La II República fue una imposición que se le hizo al pueblo desde posiciones revolucionarias de izquierda. La II República sería, para ellos, un laboratorio donde la izquierda totalitaria internacional y la masonería conspiraron contra la sociedad española.
  • La Guerra Civil habría empezado no en julio de 1936 sino dos años antes, en octubre de 1934, cuando la izquierda socialista de Largo Caballero intentó derrocar a la República en la Revolución de Octubre.
  • La sublevación del Ejército el 18 de julio de 1936 estaba justificada, para ellos, ya que era una respuesta preventiva al caos político y social reinante (atentados, quema de iglesias y conventos, huelgas y ocupación ilegal de tierras) y a un inminente golpe de Estado organizado por el Partido Comunista contra la legalidad republicana. Además, el gobierno del Frente Popular no sería un gobierno legítimo ya que habría llegado al poder como consecuencia de un fraude masivo en las elecciones de febrero de 1936 y habría cometido un “crimen de Estado”, al asesinar miembros de las fuerzas de Orden Público al Jefe de la Oposición en las Cortes (José Calvo Sotelo).
  • Algunos historiadores revisionistas niegan las matanzas perpetradas por las tropas sublevadas en su marcha hacia Madrid, durante el verano de 1936. En su libro Los mitos de la represión en la Guerra Civil, Martín Rubio niega incluso la existencia de la matanza ocurrida en Badajoz en agosto de 1936 y de la que informaron corresponsales extranjeros como Mario Neves o Jay Allen.
  • En cuanto a su visión de la dictadura franquista, se minimiza su brutal represión cuando no se silencia o justifica, no aportando nada nuevo su interpretación de aquella, nada que no se usara ya para adoctrinar a la población durante ese período; eso sí, con el añadido de considerar el actual régimen de libertades como una consecuencia del propio franquismo: «por lo que hace a la dictadura, enfatiza que su victoria en la contienda fratricida salvó a España del comunismo y de los horrores de la Segunda Guerra Mundial, le proporcionó más de tres decenios de paz interior, activó un proceso de modernización económica sin parangón y sentó las bases para la pacífica transición política a la democracia bajo el arbitraje de la Corona.» (Cristina Cerón Torreblanca, 2007, op. cit., p. 482).

El revisionismo histórico de los Pío Moa, José María Marco o Stanley Payne ha provocado diversas polémicas con historiadores profesionales de izquierda. Y algunos de sus antagonistas le han dedicado incluso tres libros. Francisco Espinosa publicó en 2005 El fenómeno revisionista y los fantasmas de la derecha española, luego reeditado en un volumen misceláneo titulado Contra el olvido. Historia y memoria de la guerra civil.

Ha sido, sin embargo, Alberto Reig Tapia, discípulo de Manuel Tuñón de Lara y catedrático de Ciencia Política en la Universidad Rovira y Virgili de Tarragona, quien se ha mostrado más beligerante contra el polemista gallego, dedicándole nada menos que dos libros: Anti-Moa y Revisionismo y política. Pío Moa revisitado.

Hoy (2011) comienza a establecerse con rigor la historiografía sobre la II República, la Guerra Civil y el Franquismo, que está formada por miles de libros y artículos realizados por historiadores profesionales españoles y de otras nacionalidades; ese esfuerzo no se ha hecho sin dificultades, ya que todavía hoy en día, parte de la población española se identifica con uno de los dos bandos, que se enfrentaron en la Guerra Civil.

Aunque existe una tendencia a simplificar la historia reciente de España desde el lado opuesto, utilizando como arma arrojadiza el calificativo de «fascista» o «neofranquista», lo cierto es que este «revisionismo histórico», o seudorrevisionismo, alimenta los sentimientos de frustración de todos aquellos que se identifican con el franquismo, bando ganador durante cuarenta años y que hoy se sienten agredidos, principalmente, por la Recuperación de la Memoria Histórica promovida por los nietos de los perdedores de aquella contienda que hoy intentan reivindicar la memoria de sus antepasados y, en muchos casos, recuperar sus cuerpos para darles una sepultura digna.

Para más información sobre este debate, más mediático que historiográfico, podéis ver los siguientes artículos. Para leerlos haced click sobre los enlaces.


Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: